Translate

lunes, 23 de abril de 2012

Fascismo y limosnas

Tenía pensado escribir esta entrada basándome en mis reflexiones sobre el significado de todo el asunto del rey y en la validez y legitimidad de la monarquía. Para empezar en el hecho de que sea Presidente de ADENA WWF. No es algo baladí; World Wild Fauna es una organización internacional que está dedicada exclusivamente a preservar e intentar salvar del peligro de extinción la fauna de este planeta, tan maltrecho ya por nuestros abusos. La Asociación para la DEfensa de la NAturaleza, es una organización española fundada por el inefable Felix Rodriguez de la Fuente que, desde su inicio, se empeñó en mostrar las bondades del amor por nuestro medio natural persiguiendo el loable fin de educar a los niños en su amor y cuidado. Niños que, aún hoy, siguen acercándose a la estatua que el amigo Félix tiene dedicada en el Zoo de Madrid, por ejemplo. No resulta muy edificante para ellos el descubrir que el Presidente de esta organización se dedica en sus ratos libres a matar elefantes, una especie que en 50 años habrá desaparecido de la faz del globo. Simplemente sentí tristeza, una honda tristeza, al darme cuenta de que, más allá de las consideraciones socio-políticas, este rey no se toma en serio su cargo, el más importante que tiene, y finalmente ha sido descubierto en su engaño. Lo peor es que son los niños los que han visto la foto, el pecho henchido, el rifle terciado, de su real persona ante el cadáver del enemigo inerme, apoyada la cabeza en el tronco del árbol amigo en su último intento de no caer, de no rendirse, sin saber porqué ni quien le había privado del aire necesario para respirar. ¿Cabe engaño mayor que este, que es a los niños? ¿Cuantos colmillos tiene este rey en su sala de trofeos? Cuando no está matando elefantes está matando ciervos en La Garganta. ¿A qué tanta muerte, Presidente de ADENA? Me duele profundamente contemplar a todos estos próceres honorarios de organizaciones infantiles y juveniles mintiendo a aquellos a los que precisamente debemos enseñar a no mentir, engañando a aquellos a los que debemos enseñar el valor de la verdad, de la limpieza, de la lealtad a los principios de la paz, de la bondad y de la decencia. En manos de individuos como este no son valores más fuertes que el elefante; de la misma forma que a él, les ha pegado un tiro en los pulmones, que es donde apuntan los cazadores para no estropear la pieza. Y mueren asfixiados entre trampa y trampa, justificación a justificación, apoyados en el árbol de la verdad, cada vez más seco.

Tan enfermo está este árbol de la Verdad, tan ciegos estamos todos, que seguimos esperando acuclillados entre sus raíces la limosna de un trabajo, el que sea, sin mirar hacia arriba. Sabemos que si levantamos la vista se nos llenará con la imagen de su copa rala de hojas, sus ramas secas, y nos sentiremos obligados a reclamar al dueño de la fuente el agua necesaria para regarlo y devolverle la lozanía; agua que no es otra que la que nace de la Fuente de la Decencia. Mas, cobardes y egoístas,  nos limitamos a bajar de nuevo la mirada huyendo de la realidad para continuar esperando que el dueño de las tierras en las que está la Fuente no se cabree y nos continúe dando su limosna de gotas a la salida de misa. Saben estos fariseos que mientras tengamos sed y obtengamos algo de agua no nos moveremos; es condición humana. Animales somos, a fin de cuentas, y como tales nos comportamos. Si el agua es escasa nos pelearemos entre nosotros para intentar obtener la mayor cantidad sin pensar, ni siquiera plantearnos, que unidos conseguiríamos llegar hasta la Fuente y liberar su caudal para que inundase el valle entero. Así beberíamos todos; pero esto no nos interesa. Preferimos esperar entre las raíces del árbol medio seco ensoñados en la posibilidad de ser, algún día, los dueños únicos de alguna fuente similar sin compartir siquiera el árbol que, seco y todo, por lo menos da algo de sombra. Ceguera blanca.

De esta forma, el Tarifazo se convierte en su boca en un ajuste en el que el precio, en virtud de no sé qué obscuras estadísticas que dicen que el 45% de los viajeros sólo recorren cuatro o cinco estaciones, no sube a pesar de que el precio por estación añadida sea de 10 cts más. Eso sí, hasta un límite de 2 €. El Bono llega a 1'20 € por viaje; un aumento del 29%. Pero mantienen que no sube. Suben a la tribuna y lo mantienen sin que les tiemble la voz en un acto incomensurable de desprecio hacia los ciudadanos que les han elegido para solucionar los problemas, no para aumentarlos.

  • Recortan en Educación y justifican la subida de tasas universitarias diciendo que lo hacen porque hay que premiar a los que estudian. Cortan el acceso a los libros de texto porque, dicen, el fracaso escolar es muy alto, pero al tiempo denuncian ante el Tribunal competente a la Junta de Andalucía y a Euskadi por convocar oposiciones para Maestros.
  • Recortan en Sanidad y argumentan que lo hacen porque tienen que acabar con el turismo sanitario porque no son capaces de cobrar la factura a los países de origen. 
  • Limitan el acceso a los inmigrantes sin regularizar, dejándoles tan solo la posibilidad de acudir a Urgencias sin pensar en la cantidad de sufrimiento a que van a someter a esos niños y a esas personas. Amén del peligro de epidemias a que nos someten al resto de los ciudadanos, claro. 
  • Aumentan el cobro de medicamentos a los Pensionistas alegando que en los puntos SIGRE se han recogido no sé cuantas toneladas que equivalen a equis miles de millones de euros, pero no legislan para que las farmacéuticas envasen monodosis para que cada tratamiento compre tan solo aquellas que son estrictamente necesarias para la curación; esto acabaría con este problema, pero las farmacéuticas no se embolsarían esas seis o siete pastillas de más que envasan. 
  • Insultan a los sindicalistas, les llaman vagos y ladrones, y les sacan de las negociaciones colectivas, de los convenios marco, para dejar todo el poder en manos de los capataces. 
  • Se les llenó la boca de basura cuando babeaban vociferantes en el Congreso que la prima de riesgo estaba a 265 puntos básicos de la alemana intentando acojonar a todo el mundo y, ahora que está asentada en lo 430, nos dicen que miremos para otro lado porque no es tan importante. 
  • La Bolsa ha bajado la semana pasada hasta la cota de los 6000, la mayor pérdida en la democracia ha sido la que hemos experimentado desde el 21 de Noviembre. El viernes 18 de Noviembre cerró en 8310; el martes 22 el cierre fue de 7904 pts. Hoy, a esta hora, está en 6844...
  • Y estamos formal y oficialmente en Recesión. Y hasta esta hora nadie del Gobierno ha asomado la cabeza, aunque sea para decirnos que esto es la herencia... 
El último golpe de mano ha sido la decisión del Consejo de Ministros de eliminar el control parlamentario del Consejo de RTVE. Es algo gravísimo. A la gravedad de este hecho, que cercena de base la transparencia y la equidad dejando de nuevo la pluralidad y la independencia de la Televisión pública en manos del Partido Popular. Ya hemios visto los primeros efectos de su influencia; el País, primer rotativo de este país, tanto en España como en el resto del mundo, ha sido relegado a la segunda posición. En su lugar, el mentiroso El mundo; el diário de la demagogia, el adalid de la mentira y el odio, el inmoral, el que no tiene ética, el que le hace el caldo gordo al poder del Partido Popular, ha ocupado su lugar. A partir de este momento veremos como ningiuno de los logros de los gobiernos socialistas era verdad. Bombardearán con datos de dudosa procedencia y peor credibilidad a los jubilados y los jovencitos para inculcarles el odio cerval a los sociatas película a película, telediario a telediario, en una ceremonia de la confusión cuidadosamente planificada en los despachos de la Moncloa. La Dos la van a convertir en la cadena del deporte, el Consejo, ya sin los delegados nombrados por los Sindicatos, que ya los han echado a patadas, aprobará la intervención y fiscalización de los contenidos de Informativos... 

El viernes pasado en mi amado parque una cincuentena de beatonas, precedida por el párroco de Covadonga, daban vueltas incordiando el juego de los niños y las carreras de los perros en una suerte de viacrucis ancestral por la purificación de las almas de los impíos. ¿Por qué tengo yo que aguantar a estos integristas salmodiando en el parque sus mentiras y aguantando sus golpes de pecho fariseos? Pensé en qué ocurriría si los musulmanes comenzasen una tarde a postrarse en la rotonda de la fuente o el paseo central para celebrar allí la oración de la tarde; pregúntate cuanto tiempo tardaría en aparecer la policía para controlar, e intentar disolver, tal dislate...

Son fascistas. Sacan pecho escondidos tras las pistolas frente a los débiles y se arrugan ante los fuertes. Obediencia debida, dicen. Se inventan leyes e intentan hacerlas parecer legítimas. Pero sólo legislan en su provecho, intentando que el sistema no varíe del pensado por Franco. Lo de los pobres para los pobres y para los ricos todo lo demás. ¿Cómo va a pagar la Iglesia el IBI? ¿Es que, acaso, estamos locos...? 

Y siguen sin emprender la reforma del Sector financiero, y continúan sin meterle mano a las grandes fortunas, y ni nombran una legislación para meter en cintura a la SICAB... Y, por supuesto, ni una sola medida destinada al crecimiento. Sobre esto se escurren siempre con su demagogia barata apoyándose en el hecho de que nosotros continuamos arrodillados entre las raíces del árbol seco de La Verdad con la mano extendida... "Daame argo, mi arma..."

Y así nos va.

No hay comentarios:

Publicar un comentario