Translate

domingo, 5 de febrero de 2012

La contrareforma: Ley de TACHO

Me llama mucho la atención el momento en que, todos los viernes, Santamaría accede a la sala de prensa tras la reunión del Consejo de Ministros. ¿De que se ríe esta... señora, me pregunto? Se supone que viene de una reunión en la que se han acordado duros recortes para los que menos tienen, los trabajadores, y que va a hacerlos públicos, que tiene el "doloroso deber" de anunciarlos. Pues no; sale sonriente, casi exultante; con trotecillo alegre, al frente de los escuderos de turno, se dirige a la mesa, se sienta y comienza a salivar, como ante un gran manjar, mientras contempla la sala repleta de periodistas. Intenta poner la cara seria y la mirada profunda que sus asesores de imagen le han explicado como la idónea, pero su boca y ese continuo pasar la lengua por los labios que, poco a poco, van tornando en glotones le delata. Diríase que se relame tras cada anuncio de recorte, cada asesinato de un derecho, cada vuelta de manubrio a la bota malaya del bolsillo de los trabajadores, cada vuelta de cabria al potro en el que tienen atado al Estado del Bienestar, que no es otra cosa que el Estado de Derecho. En un mes han conseguido que, de cada 100 € que se mueven en España, 75 € se dediquen a la compra de dinero y que, de cada 100 € que se recauden, 70 € procedan del bolsillo de los trabajadores. Al inmarcesible Javier Arenas, casi ya delfín de Fraga en lo que a longevidad política se refiere, ya se le ha escapado en dos ocasiones el nombre de todo este conjunto de medidas, clara traición del subconsciente, hablando de la "Ley de Tacho", que es como deben llamarla en Génova entre risas cómplices y cuchufletas felices. Quería decir Ley de Techo de Gasto Presupuestario, que es la que desarrollará el contenido de la Ley Orgánica de Estabilidad Presupuestaria aprobada al final de la pasada legislatura. Inmaculada Rodriguez, Presidenta de la Comisión de Economía del Congreso, dijo el otro día que era muy fácil sacar el rotulador rojo y ponerse a tachar, y es que les pierde la lengua; es la misma que Santamaría pasa una y otra vez por los labios cuando nos cuenta alguna de las suyas. Y lo que tachan son Derechos de todos los españoles, reforzando al mismo tiempo los de los católicos y los ricos. No hay más que hacer un simple cálculo para ver que el dinero ahorrado en profesores, tanto despedidos como no contratados, del Sector público está teniendo un fiel reflejo en las medidas de refuerzo presupuestario de la Enseñanza concertada. Pero ¿concertada con quien? Muy fácil, con los colegios privados y los colegios religiosos que, por supuestísimo, no son doctrinarios... 

Al hilo de esta involución tan clara, el sr Wert, nos miente sin ningún pudor. No se pone colorado, no duda, no le tiemblan las manos cuando saca el papel en que lleva escrita la cita demoledora que arrinconará tooodas las críticas al justificar plenamente su acción de eliminar la asignatura de Educación para la ciudadanía. Y no le da vergüenza, ni ajena ni propia. Y no dejaría de hacerme gracia el escuchar una y otra vez a los catolicastros de turno denunciando el supuesto "adoctrinamiento" de cualquier intento laico de formar la ética de la sociedad futura. No dejaría de hacerme gracia, digo, si no fuese tan dañina su interpretación del cristianismo:
"Con la iglesia hemos topado, amigo Sancho..." es una frase que cualquier día de estos desaparecerá de los Quijotes escolares si este tipo de acciones, como la de coger una cita de otro libro y, públicamente, leerla como si perteneciese a una asignatura, a sabiendas de que esto es mentira palmaria, con tal de parecer que se está en posesión de razones suficientes. A parte de ser un acto de cinismo extremo, esto en castellano se llama mentir. Y el que miente con tanta tranquilidad muestra maneras de mentiroso compulsivo. Y me pregunto: ¿En manos de alguien que miente en público con tanta facilidad está el aprendizaje de los niños y jóvenes de este país? ¿Y no hemos saltado masivamente delante del Ministerio de Educación pidiendo la inmediata dimisión de alguien de moral tan dudosa? ¿Eso es lo que queremos para nuestros hijos? ¿No hemos aprendido ya cómo se las gasta la Iglesia en cuestión de moral con su eterna salmodia del "A Dios orando y con el mazo dando"? ¿No hemos comprobado ya, hasta la saciedad, su fariseismo en la debilidad de su carne, sobre todo en los colegios de curas, y sus componendas para taparlo?

Por lo menos Gallardón parece haberse vuelto un hombre sincero. ¿Quien me iba a decir que tras tantos años escondido detrás de su populismo, barato y resultón a partes iguales, iba a reconocer tan de plano su vena fascisto-catolicorra nada más encaramarse al sillón de Justicia? Proclama que la propuesta de contrarreforma de la Ley de Plazos de Interrupción del Embarazo es lo más progresista que ha hecho en su vida. Y es cierto. Pero si esto que se propone hacer, que relega legalmente a la mujer a la categoría de propietaria de todo su cuerpo menos del útero lo cual, no sólo constituye una burrada desde cualquier punto de vista socio-intelectual, es un atentado directo contra el derecho inalienable que toda mujer tiene a disponer libremente de su cuerpo y de su maternidad desde el mismo momento en que comienza a ser fértil.
Dice que nos quiere retrotraer a la ley de supuestos del 85. Apoyándome en lo que la boca glotona de Santamaría dijo con lo de las monedas del barco ese, nos quieren retrotraer al Imperio, a la España imperial del siglo XVI. Y, con Gallardón en Justicia, el gran tapado de la derecha, me huelo que sus deseos son más profundos y cualquier día de estos nos propondrán la restauración del Santo Oficio; con Fray Rouco Torquemadela de Inquisidor General... Claro, esto una vez acaben con Garzón. De momento el nuevo Fiscal General del Estado no va a recurrir la vergonzosa sentencia del Caso Camps, que se acabará llamando la "Causa del sastrecillo valiente", guión felizmente interpretado por el ratón Mikey. Si Albeniz levantase la cabeza...

García Margallo, hace cuenta de un chiste de Franco para decir que no sabe nada de si se va a nombrar a Trillo Embajador en Washington. Sería este el abono de la factura por los ser-vicios prestados el el Caso Gurtell; ese perseguir de testigos contrarios, esas componendas legales para retrasar el proceso a los sinvergüenzas de los políticos involucrados en la trama, ese clamor de que el jurado había sido influido por alguien en su decisión... Pero el Ministro de AA.EE. dice que no ha oído nada, hablando en plan próstata de Franco, claro. Y, para empezar su labor en la Unión Europea, no se le ocurrió nada mejor que gritarle en pleno Parlamento al representante inglés lo de Gibraltar español. Y se ha quedado tan ancho. Una referencia, en plan chiste, a alguien que tiene sobre sus espaldas casi 200.000 desaparecidos, asesinados y tirados en una cuneta... ¿Pero es que no se les cae la cara e vergüenza? Un asesino salvaje como Franco en la boca chistosa del Ministro de Asuntos Exteriores de España. ¿Quien nos va a representar en el extranjero? ¿Qué imagen vamos a dar delante de las demás Naciones del mundo? ¿Es este el prestigio de España del que tanto presumían Rajoy y Santamaría que nos iban a dar? ¿Nos seguiremos quedando quietos? En Alemania un Ministro hace una referencia así a Goering o a Goebles, o a Hitler, y, no solo se lo comen al día siguiente en la prensa y lo dimiten esa misma noche; le meten en la cárcel. Aquí da lo mismo; el único respeto que se reclama es para las víctimas de ETA y la Iglesia Católica; el resto importa tres güebos, total, son obreros de esos...

¿A qué tanto revuelo y tan gruesas meteduras de pata? En realidad lo del aborto les importa solo a la hora de conseguir votos y lo hacen de cara a las Elecciones andaluzas. Eso es lo que realmente les importa. Entre esto y los mensajes de alarma sobre la solvencia de España lo que buscan realmente es llegar a la cifra de 6 millones de parados. De esta forma distraen a la opinión pública de cara a la "Reforma laboral" que están ultimando y que, principalmente, consiste en generar el hambre en este país para poder subastar los puestos de trabajo. La cosa sería así:
  • ¡A ver! ¿Quien da menos? 250 a la... ¡248! Han dicho 248. ¿Alguien rebaja ese precio? 248 a la una, 248 a las dosss, 248 a las... ¡Tres!... Adjudicada al muertodehambre ese de la boina negra esta jornada de 14 horas por 248 € al mes, sin pagas, con contrato tipo "Melapelantusderechosgilipollas". El siguiente lote está constituido por un contrato tipo "¡Nome toquesloscojonesconlamierdadetusderechos!" para las tierras del Marqués de...
A fín de cuentas es de lo que trata todo esto de la crisis desde su principio. Una guerra económica, y mundial, en la que la victoria de los mercados consiste en desposeernos de todo, incluso de nuestra dignidad como personas, para continuar haciéndose más y más ricos y demostrarnos quien manda aquí. Es fascismo puro y duro; a él nos enfrentamos.

Mientras tanto seguimos repitiendo, como papagallos, que Zapatero tiene la culpa, que los sociolistos son unos ladrones, que los de los sindicatos son unos vagos y nos quedamos tan anchos en nuestro sofá... Y soñamos que, si el PP gobierna, igual nosotros podemos trincar un poco como ellos sin darnos cuenta de que nos van a exprimir la sangre con tal de poder meter un euro más en sus ya suculentas cuentas corrientes....

Y así nos va.

(Imagen "Crimen sollicitations" cedida por mamba26)
(http://mamba26.deviantart.com/)

No hay comentarios:

Publicar un comentario